EL MOVIMIENTO ES SALUD: BENEFICIOS Y RECOMENDACIONES DE ACTIVIDADES FÍSICAS PARA ADULTOS JÓVENES

El movimiento es salud

La actividad física ha sido reconocida ampliamente como un componente esencial para mantener y mejorar la salud general y el bienestar en todas las etapas de la vida, pero es especialmente importante durante la adultez joven (entre 18 y 35 años). En esta etapa, establecer hábitos saludables puede tener un impacto duradero en la calidad de vida futura.. La relación entre la actividad física y la calidad de vida es compleja y multifacética, abarcando aspectos físicos, mentales y sociales que contribuyen al bienestar integral de una persona.

  • Beneficios Físicos

La actividad física regular tiene numerosos beneficios físicos que impactan positivamente la calidad de vida. Entre ellos se incluyen la mejora de la condición cardiovascular, el fortalecimiento muscular, la flexibilidad y la resistencia. Además, el ejercicio regular ayuda a mantener un peso corporal saludable, reduce el riesgo de enfermedades crónicas como la diabetes tipo 2, enfermedades cardíacas y ciertos tipos de cáncer. La actividad física también juega un papel crucial en la salud ósea y articular, previniendo condiciones como la osteoporosis y la artritis.

  • Beneficios Mentales y Emocionales

Además de los beneficios físicos, la actividad física tiene un impacto significativo en la salud mental y emocional. La liberación de endorfinas durante el ejercicio puede mejorar el estado de ánimo y reducir los síntomas de depresión y ansiedad. También se ha demostrado que el ejercicio mejora la calidad del sueño, lo que a su vez contribuye a una mejor salud mental. La actividad física regular puede aumentar la autoestima, reducir el estrés y mejorar la capacidad cognitiva, incluyendo la memoria y la concentración.

  • Beneficios Sociales

La actividad física también tiene beneficios sociales importantes. Participar en deportes de equipo o en actividades grupales puede fomentar el sentido de comunidad y pertenencia, lo cual es fundamental para el bienestar social. Estas actividades proporcionan oportunidades para la socialización, la construcción de relaciones y el desarrollo de habilidades de trabajo en equipo. Además, el ejercicio puede ser una forma efectiva de reducir el aislamiento social, especialmente en poblaciones de mayor edad.

  • Impacto en la Calidad de Vida

La calidad de vida es un concepto amplio que incluye la percepción de bienestar general y satisfacción con la vida. La actividad física contribuye a la calidad de vida al mejorar la salud física y mental, fomentar las relaciones sociales y aumentar la capacidad para llevar a cabo actividades diarias. Las personas que son físicamente activas tienden a reportar una mejor calidad de vida, mayor nivel de energía, menos dolor y una mejor funcionalidad en su vida cotidiana.

Recomendaciones
Aquí se presentan algunas recomendaciones de actividad física para adultos jóvenes, basadas en guías de organizaciones de salud reconocidas como la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Colegio Americano de Medicina del Deporte (ACSM).

Frecuencia y Duración
Ejercicio Aeróbico Moderado: Se recomienda realizar al menos 150 minutos de actividad aeróbica moderada a la semana. Esto puede ser dividido en sesiones de 30 minutos durante cinco días a la semana.

Ejercicio Aeróbico Vigoroso: Alternativamente, se puede optar por 75 minutos de actividad aeróbica vigorosa a la semana. Esto puede ser dividido en sesiones de 25 minutos durante tres días a la semana.

Combinación de Moderado y Vigoroso: Una combinación de ambos tipos de actividades también es beneficiosa. Por ejemplo, combinar dos días de ejercicio moderado con un día de ejercicio vigoroso.

Tipos de Actividad

Actividades Aeróbicas: Incluyen caminar, correr, nadar, andar en bicicleta, y bailar. Estas actividades ayudan a mejorar la capacidad cardiovascular y la resistencia.

Entrenamiento de Fuerza: Se recomienda realizar actividades de fortalecimiento muscular al menos dos días a la semana. Esto incluye ejercicios como levantamiento de pesas, entrenamiento con bandas de resistencia, o ejercicios de peso corporal como flexiones y sentadillas.

Flexibilidad y Equilibrio: Incorporar actividades que mejoren la flexibilidad y el equilibrio, como yoga o pilates, puede complementar la rutina de ejercicios y prevenir lesiones.

Intensidad

Moderada: Actividades que aumentan la frecuencia cardíaca y la respiración, pero aún permiten mantener una conversación. Ejemplos incluyen caminar rápido o bailar.

Vigorosa: Actividades que causan un aumento significativo en la frecuencia cardíaca y la respiración, y hacen difícil mantener una conversación. Ejemplos incluyen correr o nadar a ritmo rápido.

Consejos Adicionales

Control médico: Realizar el control médico correspondiente, el examen periódico de salud, y la prescripción de todas las actividades deben ser indicadas y supervisadas por personal idóneo: Kinesiólogos, médicos, profesores de educación física, nutricionistas, etc.

Variedad y Disfrute: Es importante elegir actividades que sean agradables y variadas para mantener la motivación. La variedad también ayuda a trabajar diferentes grupos musculares y prevenir el aburrimiento.

Progresión Gradual: Aumentar la intensidad y la duración del ejercicio de manera gradual para evitar lesiones y adaptarse mejor a las demandas físicas.

Escucha a tu Cuerpo: Prestar atención a las señales del cuerpo y descansar cuando sea necesario. El sobreentrenamiento puede llevar a lesiones y agotamiento.

Hidratación y Nutrición: Mantenerse bien hidratado y llevar una dieta equilibrada que soporte las necesidades energéticas y de recuperación del cuerpo.

Apoyo Social: Participar en actividades físicas con amigos, familiares o grupos puede aumentar la motivación y hacer el ejercicio más agradable.

Conclusión
La evidencia científica respalda claramente la asociación positiva entre la actividad física y la calidad de vida. Integrar el ejercicio regular en la rutina diaria puede llevar a mejoras significativas en múltiples aspectos del bienestar. Promover la actividad física en todas las edades y en diversas poblaciones es crucial para fomentar una sociedad más saludable y satisfecha.
Establecer una rutina de actividad física regular durante la adultez joven puede tener efectos positivos a largo plazo en la salud y el bienestar. Siguiendo estas recomendaciones, los adultos jóvenes pueden mejorar su salud cardiovascular, fuerza muscular, flexibilidad y bienestar mental.
La clave es encontrar un equilibrio entre diferentes tipos de actividad física y adaptar la rutina a las necesidades y preferencias individuales, realizar actividades que sean disfrutables y sostenibles a largo plazo, asegurando así los beneficios continuos para la salud y la calidad de vida.

Lic. Alejandro Patrinós | Jefe del Servicio de Kinesiología
Sanatorio Clínica Modelo de Morón.

Call Center

 

En el contexto de la cuarentena por el corona virus, comunicamos que la atención del call center sera:
Lunes a Viernes de 7:00 a 20:00 hs.
Sábados de 7:00 a 14:00 hs.
manteniéndose habilitada la opción para tomar turnos por nuestra página web.

4133.1000
5627.1000

OPCION 2

Para agilizar la obtención de un turno, usted puede conocer los días y horarios de atención de nuestros Especialistas haciendo CLICK AQUI

Contacto

 

Clínica Modelo de Morón se encuentra estratégicamente ubicada en el centro de la ciudad de Morón y es el referente de salud de la Zona Oeste.

Dirección: R. O. del Uruguay 234, Morón
Teléfono: +54 11 4133.1000 | 5627.1000
E-mail: atencionalcliente@cmm.com.ar

Whatsapp